Cristina Len

"Siempre he querido que todo tuviera un mensaje o una especie de metáfora y no hacer las cosas por hacer"

Entrevistamos a la gran Cristina Len, una artista emergente que nos sorprende con sus sonidos que viran entre diversos géneros urbanos: desde el R&B hasta ritmos más cercanos al trap. Hablamos con ella sobre sus proyectos y próximos lanzamientos.


Hola Cristina, ¿cómo estás? ¿Cómo estáis viviendo esta situación de la pandemia con vuestro trabajo?


Hey, buenas, pues muy contenta por esta entrevista y llevando como podemos esta pandemia mundial. Es como vivir en constante incertidumbre sobre mi trabajo. Estoy intentando dedicarme a acabar los proyectos futuros y componer bastante pero esta siendo complicado viendo que las salas de concierto están cerrados, proyectos culturales se están yendo a pique y aquí en medio estamos los artistas lanzando música como podemos.


¿Tienes esperanza?


Sí, intento tenerla. Intento sacarle un lado “bueno” a toda esta situación porque sino sería incapaz de avanzar tanto a nivel profesional como personal. Creo que debemos adaptarnos a lo que nos ha tocado vivir, ya que no podemos cambiarlo, e intentar utilizarlo como una herramienta de análisis y mejorar ciertos aspectos en la industria de la cultura a los que antes no habíamos puesto atención. Por ejemplo, el hecho de que la gran mayoría de artistas dependan de los conciertos para llegar a fin de mes o el valor real que se le da a la cultura en este país (es decir, muy poco).


¿Cómo ha sido tu proceso creativo con “No te pilles”? ¿Cómo nace? ¿Cuáles eran tus inquietudes?


“No te pilles” nace de una relación tóxica, algo en lo que parece que ya soy una experta. Ese “pero no te pilles eh” que me lanzó el fuckboy/fuckgirl/fuckloquesea de turno sin ningún tipo de responsabilidad afectiva me hizo entender que estaba mal sentir amor hacia otra persona cuando, realmente, entra dentro de nuestra naturaleza humana. Parece que en un escenario tan lleno de libertades el simple hecho de sentir ciertos sentimientos nos da miedo, nos acojona. Venimos de una idea de relación que se basaba en la dependencia y, ahora, que estamos intentando remodelarlo nos da miedo caer en él. Así que esta canción es más bien una crítica que una canción de desamor y chulería. Me he pillado, la otra persona también pero como ninguno se atreve a aceptarlo por miedo pues esto se ha vuelto tóxico.



¿Cómo ha sido tu proceso creativo?


El proceso creativo sobre mi figura y el personaje de Cristina Len ha sido un poco más complejo. Siempre he querido que todo tuviera un mensaje o una especie de metáfora y no hacer las cosas por hacer. Al final lo he querido llevar a lo grande sobre mi el propio personaje, hemos tenido que partir de unas ideas claves ¿quién es Cristina Len y que la rodea? para crear todo un imaginario colectivo que pueda cautivar al público y, a la vez, forme parte de quien soy yo realmente. Vamos, que ha sido un jaleo de diez meses de trabajo y darle vueltas al coco.


¿Qué podemos esperar de tu próximo disco?


Será en formato EP, consta de cinco “canciones” y lo escribo entre comillas porque algunas no entran dentro del formato single actual. Es una especie de introspección hacia quien soy y, siendo sincera, el trabajo más egocéntrico que he hecho. Es una vuelta a los orígenes, a la tierra de donde vengo, a los traumas y a la herencia de mi familia sin olvidar que soy una niña de ciudad.


¿Qué has aprendido durante la creación de este disco?


Que he de deconstruir mi ego y aprender muchas cosas antes de valorarme a mí misma como artista. Pero yendo a lo profesional, he aprendido que ha llegado un punto donde una buena idea no sirve de nada si no tienes un equipo que te apoye y te ayude a convertirla en algo material.


¿Cuánto ha cambiado tu forma de trabajar desde que empezaste hasta ahora?


He hecho un pequeño caminito y creía que era capaz de seguir así: sola y controlándolo todo. Pero, de golpe, hay unas personas maravillosas que participan y cuidan este proyecto tanto como yo. He tenido que tomarme las cosas con más paciencia, delegando ciertos trabajos (algo que me ha costado y mucho), aprendiendo de profesionales increíbles y confiando en quien me rodea. Antes era crear una canción casi sin pensar y subirla a las plataformas. Ahora todo tiene un sentido, una simbología, un mundo que la rodea. Todo tiene mucho trabajo y mucho amor.


Si pudieras definir tu sonido con alguna referencia: película, personaje, objeto, etc., ¿cómo sería?


Aquí me lo habéis puesto difícil. Realmente no tengo ninguna referencia clara pero me gusta pensar que recuerda al momento de auge en una verbena de pueblo (quien lo ha vivido, lo entiende).


¿Cómo esperas que el público u oyente acoja tu trabajo?


Siento que, tanto con el proyecto como con el EP, nos estamos arriesgando a que la gente lo odie o lo ame. Espero que no deje indiferente a nadie y que provoque algún tipo de sensación en el público, aunque no sean especialmente buenas.


¿En qué más proyectos estás involucrada?


El 19 de febrero sacamos “Ponme flores” con Halley y estoy muy muy muy contenta. Siendo un poco campechana (como yo soy) es un tío de puta madre y un artista de los pies a la cabeza. Ha sido todo un honor trabajar con él y con su equipo. No puedo estar más agradecida de que hayan contado conmigo para una canción tan bonita y que espero que guste tanto como me ha gustado a mí.


¿Podrías decir una frase final de sabiduría?


“Para avanzar hay que aceptar que no tienes ni puñetera idea de nada”


Cristina Len

© 2023 by ENERGY FLASH. Proudly created with Wix.com

  • unnamed (2)
  • unnamed (4)
  • unnamed (3)
  • Bandcamp-button-bc-circle-black (
  • unnamed (1)
  • unnamed (5)
  • unnamed